Tatuaje Müttante Despeinada

Tatuaje Müttante Despeinada | Mütta Café - Láminas para despeinarse

Delante del espejo, con el modo sonrisa pilla me coloco de lado, me subo la manga y…¡me hago la chulita!

Despeinada, de cabeza y de corazón, cierro los ojos y, mientras el viento me desordena los rizos, inspiro profundo un par de veces y soplo al soltar el aire hasta quedarme vacía, como la tripa de una gaita. Inspiro, soplo, el aire en la cara, en el pelo…juego a estar presente.

Mientras el viento se empeña en moverlo todo, yo me mantengo en mi eje.

En mis expediciones, he disfrutado desde brisas acariciadoras, vientos vibrantes hasta tormentones gigantes. He observado con calma, con curiosidad, a veces con temor y, otras, con cautela desde un refugio.

Y me puedo hacer la chulita, porque le estoy pillando el punto al aprendizaje despeinado, jugado desde el amor hacia mi misma, hacia la vida, hacia la suerte de compartir contigo, que también te despeinas desde el corazón.

Cada vez que regreso de una expedición, describo los pormenores de mi müttación en el cuaderno de bitácora, el corazón se agranda, muda la piel y la guardo entre la paginas del cuaderno. Algún día haré algo creativo con ellas.

Me siento grande cuando cierro el cuaderno y ajusto la goma que mantiene muy juntas mis palabras y las mudas del corazón. Me siento rica por lo que me brinda el camino, responsable y suertuda por ser creadora de lo que habita en el.

Tatuaje

Despeinada se ha quedado la tatuadora cuando le he dibujado lo que quería en el brazo. Hemos acordado una cervecita müttante cuando reabran los bares. Quiere convencerme para el tatuaje con tinta fija, porque este desaparecerá poco a poco.

Seguiré guiñándome un ojo y sonriéndome ante todos los espejos y escaparates que me encuentre. Energéticamente soy de corazón despeinado y müttante, y eso…está en el aire.

Que la müttación te acompañe.

Deja una respuesta